Necochea

Calientes como pipa: sigue la polémica por el faltazo de Norma Ali


 Tras rechazar la Fiscal Impositiva en la sesión preparatoria, la oposición se frotó las manos imaginando que dado el escaso margen con el que fue aprobada, en la sesión con los grandes contribuyentes tendrían su revancha. No contaron con el faltazo de la edil Norma Alí y su mayor contribuyente. 

La asamblea de mayores contribuyentes habilitó al Ejecutivo a incrementar un 39 por ciento promedio en las tasas urbanas. Si bien el voto de Ali y su mayor contribuyente reiteraban el  empate de la sesión preparatoria, se abría la puerta al "VAR", es decir que daba pie a las consultas, reclamos e impugnaciones pertinentes en la Asesoría General de Gobierno y el Tribunal de Cuentas de la provincia.

Desde las filas del kirchnerismo pidieron de forma inmediata la cabeza de Norma Ali al considerarla responsable del resultado de la votación. No faltaron los que le exigieron la renuncia y la entrega de su banca. 

La respuesta de Alí, que accedió al Concejo Deliberante tras un acuerdo entre el Frente Renovador de Facundo López y el kirchnerismo liderado por José Luis Vidal, no se hizo esperar: "La banca es mia y no voy a renunciar" afirmó.

Meada por un elefante

En su descargo relató una serie de vicisitudes de caracter familiar que le impidieron llegar a tiempo para cumplir con su deber ante la ciudadanía y sus pares, sumando eventos desafortunados que provocaron la ausencia de su mayor contribuyente y su reemplazo.

No es la primera vez que Alí tiene que defender su banca en su propio espacio. Días antes de asumir en un cónclave secreto se cuestionó su preparación para asumir el cargo de concejal y se "sugirió" que de un paso al costado.

Publicar un comentario

0 Comentarios