Express

[Cortitas] [bleft]

Política

[Politica][bsummary]

Puerto Quequén: la aspiradora que chupa recursos y atenta contra la salud de los necochenses


 Puerto Quequén, una de las cajas más disputadas por la política necochense, se erige como un principado en la desembocadura del rio homónimo, en el que priman negociados millonarios que cotizan en dólares por sobre la vida, la salud y los recursos naturales de los necochenses. Venden hasta el agua potable, un bien escaso en este verano caliente, que cotiza en dólares en los dominios de Jorge Alvaro.

Las denuncias de vecinos y ambientalistas por el polvillo y la contaminación provocada por la actividad portuaria caen en saco roto. Ningún organismo público, léase municipalidad, Concejo Deliberante o gobernación, ni siquiera la justicia, actúa ya sea acompañando a los vecinos afectados o bien exigiendo el cumplimiento de las normas internacionales que regulan la actividad. 

"Genera trabajo" es la respuesta que se recibe ante cualquier reclamo que se intente contra el puerto; "Atentan contra la producción y el desarrollo regional" es otro argumento esgrimido, aunque en realidad el verdadero progreso y desarrollo lo tienen las cuentas bancarias de funcionarios, empleados jerárquicos y empresarios enquistados en las oficinas de Puerto Quequén.

Y como para prueba basta un botón, quedan como ejemplo de corrupción la entrega de terrenos de valor inmobiliario incalculable a una empresa ligada a la "Ruta del dinero K", con fuertes y graves denuncias en la justicia federal de pago de coimas al entonces presidente del consorcio portuario, José Luis de Gregorio y al "encantador de intendentes", ahora caído en desgracia, Roberto Porcaro.

También vale un rápido repaso de lo que fue bajo el mismo período de tiempo "el regalo" del gobierno provincial a Glencore y sus asociados locales para la instalación de una mega planta de acopio de fertilizantes que a pesar de almacenar nitrato de amonio a metros de los tanques de fuel oíl de la Central Termoeléctrica, "no representa riesgos para los vecinos". 

A menos de seis meses en funcionamiento, cedió una tolva y se derrumbó parte de la estructura del sistema de cargas mientras se encontraba desestibando 11.380 toneladas de fertilizantes sólidos Map (fostafo monoamónico) y Dap (fosfato diamónico). 

Un dato no menor  es que el final de obra no habría autorizado el inicio de las operaciones. Fuentes consultadas indican que Pier Doce había comenzado a operar sin que Prefectura y la Aduana hubieran dado su visto bueno final, tal vez apurados por el inicio de la nueva gestión de Jorge Álvaro, un alfil del gobernador Axel Kicillof.

Y hablando de negociados y trapos sucios, Puerto Quequén es el feudo de un expresidente del ente, devenido en director, que supo tener una oficina en el cuarto piso de la sede de UATRE en la calle Reconquista mientras administraba los dineros en negro de la obra social de los peones rurales gestionando negocios millonarios. 

Este personaje, que mantiene una alta cuota de poder a través de alfiles estratégicamente ubicados en la estructura del puerto y es bancado por las multinacionales y empresarios que operan en el puerto, encontró en el CGPQ tierra fértil para sus emprendimientos personales.

QEPD Puerto-Ciudad:

Bajo la gestión del actual intendente Arturo Rojas, puerto Quequén lanzó un programa novedoso en la relación entre el puerto y el núcleo urbano Necochea-Quequén. "Puerto-Ciudad" se creó buscando que  la ciudad funcione en armonía con el puerto operando a través de la cultura, deporte, educación, turismo, urbanismo, naturaleza y responsabilidad social empresaria.

A través de este programa se donó al municipio los fondos para cambiar el techo del hospital Irurzun de Quequén durante la gestión de Facundo López (que dicho sea de paso desaparecieron por arte de magia), se asfaltaron los accesos a escuelas y hospitales, se intervinieron sectores aledaños al puerto transformándolo en un paseo turístico con feria de gastronomía incluida.

Bajo el mando de Jorge Alvaro paulatinamente el programa se dejó de lado y se abandonó el mantenimiento de todo el paseo, al punto que solo queda en pie la feria gastronómica que además queda afuera de los controles bromatológicos y tampoco tributa impuestos municipales.

Por primera vez el Puerto dejaría parte de sus ganancias millonarias en el distrito y los vecinos se ilusionaron con la promesa de reconstrucción del Puente Ezcurra, una obra esperada desde la inundación de la década del 80'.

Como último acto al frente de Puerto Quequén antes de asumir al frente de la intendencia, Arturo Rojas consiguió el voto del directorio para liberar los fondos para iniciar las obras de reconstrucción y la promesa y el compromiso del gobernador Axel Kicillof de continuar con el proyecto. 

Jorge Álvaro, exdiputado kirchnerista, paralizó el programa Puerto-Ciudad y con él la continuidad de las gestiones para la reconstrucción del puente Ezcurra.

No hay comentarios: